La procesionaria del pino síntomas y modo de actuación

rottweiler-1535950_1920

En nuestra última publicación hablábamos de algunos de los peligros de la primavera para nuestras mascotas, específicamente lo relacionado con la oruga o procesionaria del pino. En esta ocasión vamos a hablar de los peligros de este insecto, los síntomas y cómo actuar en caso de que nuestro perro haya entrado en contacto con ella.

El contacto de nuestro perro con la procesionaria del pino puede causarles desde urticaria e inflamación, hasta bronquitis o asfixia. Las zonas que a menudo se ven más afectadas son las patas, la lengua y las vías respiratorias. Por ello deberemos estar pendientes tanto del terreno por el que caminamos como de los síntomas de nuestros peludos. 4

Cuando el perro se ha visto afectado por la procesionaria lo más habitual es que sienta necesidad de rascarse la zona afectada ya sea la boca las patas o el hocico produciéndose en muchas ocasiones una inflamación en las mismas. En el caso de que nuestra mascota haya consumido alguno oruga su vida se encontrará en peligro ya que tanto el esófago como el estómago se verán afectados por su veneno.

Lo primero que debemos hacer es lavar el área afectada con agua templada, esto hará que la toxina disminuye. Es muy importante que no frotemos la zona ya que podríamos romper los pelos que hayan quedado clavados empeorando la situación. El siguiente paso que deberemos haces es acudir a nuestro veterinario para que puede aplicar un tratamiento a nuestra mascota.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>